La menopausia es un periodo complicado en la mujer, que suele comenzar entre los 45 y 52 años, produciendo algunas consecuencias bien sabidas, como mareos, sudores, vértigos, sequedad vaginal, aumento de peso, sin embargo, el descenso en la producción hormonal  durante la menopausia provoca una mayor predisposición a sufrir problemas bucales.

Los problemas más frecuentes en esta etapa son las siguientes:

c

Boca seca

Durante la menopausia las glándulas salivares producen menos saliva por lo que se produce el síndrome de boca seca. La saliva, es importante, ya que mantiene los tejidos húmedos y favorece que la boca este más limpia, regulando la cantidad de bacterias presentes en la boca. Dicho problema puede ser muy molesto a la hora de tragar o saborear alimentos.

c

Gingivitis descamativa

Se caracteriza por la separación de las capas externas de las encías dejando al descubierto terminaciones nerviosas, provocando sensibilidad ante agentes externos como bebidas o comida caliente o fría. Una gingivitis descamativa no tratada a tiempo, puede derivar en una periodontitis por lo que es recomendable mantener un control de encías.

c

Síndrome de ardor bucal

Es un problema postmenopáusico muy común. Se caracteriza por presentar un fuerte ardor y sensación de quemazón o picor principalmente en la lengua.

c

Caries radiculares

Como consecuencia de la gingivitis descamativa, la raíz del diente queda al descubierto, aumentando el riesgo de aparición de caries. De no ser tratadas a tiempo, podrían llegar a provocar la pérdida de piezas dentales.

c

Enfermedad periodontal

La osteoporosis es una enfermedad asociada a la enfermedad periodontal, y es, durante la menopausia cuando estos problemas se agravan, poniendo en riesgo la pérdida de piezas dentales. Por ello, es muy importante llevar un control por parte del especialista para evitar, en la medida de lo posible  la pérdida de piezas dentales.

Recomendaciones

b

Realizar una visita semestral a tu dentista. Una higiene dental profesional te ayudará a mantener las bacterias a raya.

b

Evita en la medida de lo posible el tabaco.

b

Consume alimentos ricos en calcio y con vitaminas A, E,y C que fortalecerán tanto tus huesos como la piel y mucosas.

b

Bebe mucha agua, en los casos de sequedad bucal, recurrir al uso de sprays hidratantes.

b

Elegir una pasta de dientes con índice de abrasividad bajo para que no dañe tus encías.

Así que, ¡No dejes que la menopausia te quite tu sonrisa!

En CENTRE DENTAL L’ARBOÇ nos preocupamos por todas las mujeres que están pasando por esta etapa de cambios,  por lo que, os recomendamos revisiones periódicas para poder detectar los problemas que puedan surgir durante esta etapa.

¿Tienes alguna duda?

Contactar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies