Llega el periodo estival y con él las vacaciones. Sin embargo, un viaje  esperado y preparado durante mucho tiempo se puede ir al traste por algo tan común como un dolor de dientes/muelas.

El dolor de dientes/muelas al volar puede aparecer de forma intensa y brusca en cualquier momento del vuelo, pero es más frecuente al despegar o aterrizar, ya que es en estos momentos cuando la presión del aire en la cabina cambia con más frecuencia. El dolor se produce por una estimulación de los nervios del diente/muela y puede tener múltiples causas. Las más comunes son las caries, cuando un  diente/muela empieza a tener caries, se va desintegrando lentamente, esto a menudo hace que haya aire en el diente, pero también pueden estar originadas por fracturas, enfermedad periodontal, abscesos o hipersensibilidad dental.

La explicación a este dolor al viajar en avión está en que dientes/muelas con algún problema pueden tener aire atrapado en su interior. Esto hace que, durante el vuelo, la presión en la cabina haga que este aire se expanda y, al no encontrar salida, presiona la dentina o los nervios provocando un profundo dolor de dientes/muelas.
Cuando, estando de viaje o vacaciones, surge el dolor de muelas puede no ser fácil o rápido encontrar un odontólogo para solucionar el problema. Mientras se consigue una consulta se puede paliar en parte el dolor acudiendo a una farmacia para que nos asesoren sobre algún analgésico que nos alivie el dolor, hay que evitar la automedicación con antibióticos sin consultar con el médico.

Los antibióticos no ayudarán a calmar el dolor e incluso puede que no sean necesarios si el problema dentario no está relacionado con una infección.

Mientras el dolor persista, evitar bebidas azucaradas, café o té caliente, así como de bebidas y comidas a temperaturas extremas, bien sea frío o calor. Sin embargo, de forma externa, sobre la mejilla, aplicar frío puede ayudar a bajar la inflamación y el dolor. Y, por supuesto, los remedios caseros basados en bebidas alcohólicas son totalmente desaconsejables.

Si queremos evitar estas molestias dentales, la mejor solución es la prevención, por eso, es aconsejable visitar al dentista para una revisión odontológica antes de iniciar nuestras deseadas vacaciones, el odontólogo realizara los tratamientos restauradores conservadores necesarios así evitaremos más de un disgusto y nos permitirá disfrutar de unas estupendas vacaciones.

Una buena salud bucodental es especialmente importante en aquellas personas que deben viajar en avión con frecuencia.

CENTRE DENTAL L’ARBOÇ permanecerá cerrado por vacaciones desde el 10 de agosto hasta el 26 de agosto ambos inclusive.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies